La mejor época para un aumento de pecho en Sevilla - Plástica Ruiz Moya

Existen preocupaciones antes de un aumento de pecho, debidas al particular clima que tenemos en la ciudad, así como en la región de Andalucía. ¿Puede estar contraindicado el aumento de mamas en algún momento del año? Veámoslo a continuación.


Clima y temperatura

Algunas pacientes pueden pensar que por motivos del calor, especialmente en los meses de verano, pueden surgir complicaciones en su mamoplastia de aumento. Contrariamente a lo que se pueda pensar, no existe ningún problema.

Hay que tener en cuenta que tras un aumento de pecho con el Dr. Ruiz Moya, las pacientes pueden ducharse a partir de 3 ó 4 días tras el alta, diariamente y con total normalidad. Con la técnica que utiliza el doctor, adaptada y personalizada a cada paciente, las heridas son mínimas y la mayoría de puntos van dados por dentro de la piel para dejar la menor cicatriz posible.

Por tanto, independientemente del calor, la zona operada sigue los mismos cuidados que el resto de la piel, lo que hace que un aumento de mamas sea posible perfectamente en cualquier época del año.


Trabajo, vacaciones y bajas laborales

El aumento de pecho se considera una cirugía puramente estética, por lo que no va asociada a una baja laboral, como si pueda ir por ejemplo una reducción de pecho. Existen excepciones, como son las mamas tuberosas y las grandes asimetrías de mama, que si cursan con baja laboral.

Para recuperarse de esta cirugía no se necesita un periodo prolongado de tiempo, pero se deben tener en cuenta varios factores:

  • La primera semana, habitualmente no completa sino los 3-4 primeros días, suelen aparecer agujetas en la zona de hombro-axila y en el esternón. Esto limita la actividad física. Sin embargo, las pacientes suelen encontrarse ya bien y sin dolor hacia la segunda semana.
  • Tras un aumento de mamas se recomienda estar 1 mes sin realizar grandes esfuerzos físicos, ejercicio o levantamientos importantes de peso.

Todo lo anterior hace que sea recomendable estar unas 2 semanas con reposo relativo, es decir, haciendo una vida normal prácticamente, pero sin esfuerzos. Según el trabajo de cada paciente, sobre todo si es físico, pueda ser necesario estar ese mínimo de 2 semanas fuera del trabajo. Por ello muchas pacientes eligen realizarse esta intervención al inicio de sus vacaciones, independientemente del periodo del año que sea.

En resumen, cualquier época del año es buena para una mamoplastia de aumento, independientemente del clima de Sevilla, pero contando que al menos puedas tener 2 semanas tranquilas de reposo. Si quieres más información sobre la mamoplastia de aumento, contacta con nuestro equipo.